VIDA O MUERTE EN NUESTRA LENGUA. Parte 8

“La gente chismosa revela los secretos; la gente confiable es discreta..”

(Proverbios 11:13)


En nuestro Manual de Vida, la Biblia, nos dice que en el chismoso no se puede confiar y que divulga la información confidencial.


Proverbios 17:4 dice: “El malhechor escucha a los labios perversos, el mentiroso presta atención a la lengua detractora.”

No es solo malo el chisme, sino también prestar los oídos al chisme. Cuando lo hacemos, nuestros oídos se convierten en botes de basura.


Si queremos ser personas confiables, tenemos que hablar siempre con la verdad y ser personas que siempre hablen palabras que beneficien a otros. Si la persona a quien le hablas no es parte del problema o de la solución, no le compartas la información.


Proverbios 20:19 dice: “El que anda murmurando revela secretos, por tanto, no te asocies con el chismoso.”


Cuida tu hablar y también cuida con quien hablar, no te asocies con personas que no sumen a tu vida.

Entradas destacadas
Entradas recientes